CRÓNICA DE UNA ELECCIÓN: CATALUÑA EN LA FIQ

Este artículo, lejos de ser exhaustiva, únicamente pretende hacer un pequeño resumen sobre un hecho insólito, tanto en el mundo del bowling, como, probablemente, del deporte en general.

Nos referimos a lo acontecido hace unos días en el Congreso que la FIQ [la Federación internacional de Bolos, que agrupa tanto al bowling como a la modalidad de 9 Pin] celebró en Monterrey (México) durante la celebración del Campeonato del Mundo femenino de Bowling.

En ese Congreso, de forma sorprendente, Cataluña fue aceptada como país miembro de pleno derecho de la FIQ, y, por extraño que parezca, al final del mismo, Joan Ricart, presidente de la Federació Catalana de Bitlles i Bowling fue elegido, también, Vicepresidente Primero de la FIQ, bajo las órdenes de Jessi Phua, la presidente de la Federación de Singapur que se impuso en las votaciones al, hasta entonces dirigente, el filipino Steve Hontiveros.

Básicamente eso es lo que sucedió. Pero, por su puesto, hay mucho más. Tanto antes como después, porque la elección de Cataluña como miembro de la FIQ puede tener y de hecho, seguramente tendrá, graves consecuencias.

Este escrito no tomará partido, ni política ni ideológicamente. En la medida de lo posible, es una exposición de datos y antecedentes de los hechos.

Un primer acercamiento, forzosamente superficial, es este artículo que Pablorro publicó ayer martes en las páginas de la sección de nacional del periódico EL MUNDO. (Pincha para descargar en PFD)

Obviamente, un periódico de tirada nacional está interesado en aspectos concretos y el espacio que ofrece no es mucho, por lo que aquí, partiendo de esa base, daremos algunas informaciones más.

Vamos a los hechos.

La FIQ aprovechó el mundial de Monterrey para celebrar su congreso y, entre otras cosas, celebrar las nuevas elecciones que determinarían la nueva presidencia, después del mandato del filipino Steve Hontiveros.

El periodista del Bowlers Journal, Keith Hale, estuvo allí y ha publicado unas actas no oficiales del Cogreso, que se pueden consultar en esta página.

Resultan interesantes. La reunión empieza algo tarde, se cuentan las nacionalidades presentes y los votos que cada una tiene (algunos por delegación) y se retoma la sesión para aceptar a los nuevos países: Cataluña, Albania, Moldavia, Serbia y Montenegro (si bien estas dos últimas sólo en Nine Pin).

Aceptados todos. Y al ser Cataluña el único de los 5 nuevos miembros en tener delegados en la reunión, pasa a tener automáticamente voto en la misma.

Después vienen detalles del Congreso que se pueden leer en la web y, al final, se producen las votaciones.

La presidenta de la Federación de Singapur, Jessie Phua, supera en la segunda votación de forma muy amplia a Hontiveros y es elegida nueva Presidenta de la FIW, y acto seguido Joan Ricart es aclamado como Vicepresidente Primero y el guatemalteco Gustavo López como Vicepresidente Segundo.

La Federación Española no sabía nada de lo que estaba pasando o dice que no sabía nada.

Lo cierto es que Cataluña lleva más de un año y pico haciendo gestiones directamente con la FIQ, pero que sepamos ni la Federación Catalana se lo comunicó nunca a la Española ni la FIQ le ha consultado a la Española nada del tema. Que sepamos.

El hecho tiene, como es lógico, una importancia enorme. Viendo los antecedentes ocurridos con otros deportes y las noticias que llegan a los periódicos, el Consejo Superior de Deportes (CSD), con Lissavetzky a la cabeza, ya han tomado cartas en el asunto y estudian el tema con los abogados.

No entremos en consideraciones políticas aquí. Está claro que la FIQ jamás hubiese aceptado a Nevada o California como federaciones independientes, pero es lo que hay y no nos pronunciamos.

Lo que más nos preocupa a nosotros son las consecuencias.

Por un lado a nivel internacional, pues, en el pasado, el CSD ya vetó la participación española en competiciones internacionales cuando la FIQ aceptó a Gibraltar como miembro. Esto es lo mismo pero más grave por los motivos políticos que todos sabemos, así que estamos a la espera de que el CSD se pronuncie.

Y por otro lado por las repercusiones nacionales. Si la Federación Catalana lleva año y medio de gestiones para hacer algo así y la española no se ha enterado, malo. Pero si la "segunda" de la modalidad de Bowling de la Federación Española es, además, secretaria de la Federació Catalana de Bitlles i Bowling, resulta del todo inconcebible a nuestros ojos que no supiese nada del tema.

¿Qué sucederá ahora? ¿Qué hará el CSD? ¿Qué hará la Federación Española?

La gravedad de la responsabilidad de ésta, que no envía nunca a nadie a las reuniones internacionales, a los Congresos, meetings y breefings de la FIQ o la ETBF, es enorme. La gestión de la FEB no ha sido nunca ni mucho menos brillante, pero que algo así haya ocurrido a sus espaldas es increible.

Supongo que la FEB está ocupada, como siempre, en otras modalidades y jaleos más importantes y lucrativos. O pagando multas.....

Pero el acto unilateral de la Federación Catalana tampoco es positivo.

Si es una federación propia, no tendría sentido que a partir de ahora algunos jugadores tengan licencia de dos federaciones FIQ al mismo tiempo.

Por lógica, también, si un jugador tiene la licencia de la catalana no debería poder disputar el ránking español. Como sucede con los jugadores que no tienen la nacionalidad española y disputan los torneos nacionales. No creo que exista la posibilidad de representar, simultáneamente, a dos federaciones en torneos internacionales.

¿Tendría sentido disputar la Copa del Rey o la Liga Nacional en torneos organizados por la Federación Catalana, como hasta ahora?

La Española, que sepamos, no se ha pronunciado todavía al respecto.

Las noticias del nombramiento de Ricart (ex vicepresidente de la Federación Española durante mucho tiempo, por cierto) aparecen tanto en el Bowlers Journal y la web de la Federación Asiática como en la de la Catalana. Con el añaido de que "Joan Ricart propondrá la creación de una comisión de cultura, ética y pedagogía, sobre la cual ya se está trabajando con la colaboración de Jean Fulcrand, vicepresidente segundo saliente, Gustavo López, actual vicepresidente segundo y de José Guandique, Presidente de la PABCON."

Sin embargo, en esa web no sale la noticia de la aceptación de Cataluña.

Tampoco en la sección de noticias de la web de la FIQ. Aunque en ella si que sale una curiosa foto, tomada, imaginamos, hace unos meses.

Quizás es demasiado pronto para saber lo que ha pasado y lo que pasará.

No hay la menor duda de que la federación catalana,con Ricart al frente, ha hecho un trabajo de gestión, relaciones públicas y self- promotion tremenda, extraordinaria. España, que no ha pintado un carajo nunca en la FIQ, no se ha enterado o no se ha querido enterar de todo este follón, y mientras, la catalana, desde cero ha llegado a la vicepresidencial.

En los últimos años es innegable el movimiento. Barcelona tiene dos eventos del Tour Europeo cuyas finales emite la televisión autonómica (o local, no estoy seguro de eso) celebran el European Women Masters President Samaranch Trophy (apoyo nada desdeñable...), organizaron una reunión de la FIQ etc, por lo que no se puede decir que, al menos el parte, no estuviésemos sobreaviso de las intenciones. La FIQ sabe que existe la Federació, pero ¿sabe algo de la Española? ¿Sabe que España existe? Porque sólo le llegan noticias surrealistas desde aquí, jaleos administrativos, escisiones, etc..

Quizás, al menos en eso, haya esperanzas para una mejor promoción y difusión del bowling por aquí.

Por cierto, en las votaciones para presidente y vicepresidencias de la WTBA (World Tenpin Bowling Federation) salió elegido el norteamericano Kevin Dornberger. Para vicepresidentes se persentaba Magnus Johnson, pero fue superado por el australiano Popov.

Para vicepresidente segundo fue superado, también en segunda votación, por el francés Bernard Pujol.

Seguiremos cuando tengamos más datos...

ACTUALIZACIÓN DEL 26 DE SEPTIEMBRE DE 2007

Ya hay algunos datos más.
La página web de la Federación Catalana tiene un interesante apunte que seguro que no quiere decir nada, pero como hay muchos malpensados mejor lo especificamos.

A la especie de nota de prensa que cuelgan le acompaña esta foto.

Les presento (de izquierda a derecha) a Clara Roca (responsable de Internacional de la Federaciò Catalana, Joan Ricart, presidente de la misma y viceprensidente de la FIQ, Anna Pruna, secretaria general de deportes del Gobierno catalán, Carles Macian, director general de deportes y Roser Romero, gerente de la Federació.

La noticia está datada el 10 de septiembre de este año, es decir 11 días antes de que Roser fuese dimitida de la FEB, aunque ella asegura que no tenía ideas de los movimientos de Ricart por la FIQ (je), pero no sabemos cuando fue tomada.

¿Cuál es la gracia de la foto? No el hecho en sí de que aparezcan junto a los encargados de deportes del Gobierno catalán, lo que es bastante lógico, sino lo que anuncian. El comunicado dice que "Joan Ricart va exposar a la màxima responsable de l’esport a Catalunya, el seu programa de treball dins la federació internacional· Anna Pruna va avançar que la Generalitat donarà suport a la Comissió Cultural, Ètica i Pedagògica que el president de la federació catalana proposarà crear en la primera reunió del Presidium de la FIQ·"

Es decir, que Ricart expuso ante el Gobierno catalán el programa de trabajo que tiene en mente y la idea de la Comisión Cultural, ética y pedagógica que propuso en la reunión del Presidium de la FIQ. De nuevo nada raro, es un planteamiento sensato. Lo interesante es que Anna Pruna, en nombre de la Generalitat anunció que daría apoyo a esa misma comisión. Una mente bien pensante diría que la Generalitat, en un acto de generosidad, dará apoyo moral o político a un proyecto que, pese a tener un nombre infame (¿Comisión cultural y pedagógica?), podría ser interesante.

Pero una mente sucia y malpensante podría interpretar que ese "donarà suport" es apoyo económico, y una mente todavía más sucía podría llegar a pensar que cuando Cataluña se ofrece a entrar en la FIQ, y Ricart se postula como vicepresidente, lo pudo hacer teniendo la confianza(por no decir certeza) de que ese dinero llegaría.

Afortunadamente, nosotros no tenemos esa mente sucia y no pensaremos que la Generalitat ha puesto dinero para que se aceptase a Cataluña como miembro de la FIQ y que detrás de todo esto había intereses políticos. Nosotros pensamos que los dirigentes deportivos sólo tienen una idea en la cabeza: la mejora del bowling y que la FIQ es un organismo serio que no aceptaría a miembros que no pueden entrar por 30 monedas de oro.

Faltaría mas....

Los Rascadores